¿Te han devuelto el céntimo sanitario?…te explicamos cómo actuar.

0

Sin título

El céntimo sanitario o IVMDH (Impuesto sobre Ventas Minoristas de Determinados Hidrocarburos) es un impuesto que entró en vigor en 2002, se integró en el impuesto especial sobre los hidrocarburos (gasolinas, gasóleo, fuelóleo y queroseno no utilizado como combustible de calefacción) recayendo sobre el consumidor. Su objetivo es solucionar los problemas de liquidez de la sanidad pública.

En 2012 el Tribunal de Justicia de la Unión Europea estableció que dicho impuesto era contrario al derecho comunitario, por lo que se debía devolver todo el dinero adquirido, pero hasta la fecha las devoluciones han sido escasas e incompletas. Tu empresa reclamó a Hacienda la devolución de este impuesto pagado desde 2010 y ahora has recibido una resolución en la que se te reconoce el derecho a recuperar la cuantía total junto con los intereses ¿no sabes qué hacer?, te lo explicamos.

Hacienda consideró que el ingreso derivado de esa devolución tenía que incluirse en el Impuesto sobre Sociedades o IRPF del año en el que se realizó ese gasto, y para ello era necesario presentar complementarias. Ahora el criterio ha cambiado y Hacienda acepta que el ingreso surgido de la devolución de este impuesto y sus intereses se imputen en el Impuesto sobre Sociedades o IRPF del año en que recibes la devolución.

¡Ojo!, si recibes varias resoluciones donde se reconocen devoluciones parciales, es decir, unas en 2014 y otras en 2015, debes establecer el ingreso en el ejercicio que te corresponda.

En resumen, lo que debes saber es que, el ingreso derivado de la devolución del céntimo sanitario, ahora puede incluirse en la declaración del año en que recibas la resolución favorable, sin hacer complementarias.

Tweet about this on TwitterShare on Facebook0Share on LinkedIn0Email this to someone


¿Te ha sido de ayuda este artículo?

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Sin valoración)


Más en Fiscal, Legal
La gasolina…¿es deducible como gasto?

El tratamiento fiscal es diferente en la Ley del IVA y en la de IRPF, lo que significa que un...

Cerrar