¿Nos podemos deducir el gasto de una factura?

0

20140731

Según la legislación vigente, los empresarios y profesionales están obligados a expedir factura y copia de ésta por las entregas de bienes y prestaciones de servicios que realicen en desarrollo de su actividad y a conservar copia de la misma. También deben expedir factura en los supuestos de pagos anticipados, excepto en las entregas intracomunitarias de bienes exentas.

En este artículo nos planteamos si es suficiente estar en posesión de la factura debidamente cumplimentada como prueba para poder deducirnos el gasto.

En primer lugar, ¿en quién recae la carga de la prueba? Tratándose de la deducibilidad de un gasto, corresponde al contribuyente la prueba fehaciente de la realidad de la operación.

Y en segundo lugar, nos planteamos si es suficiente prueba la simple aportación de la factura. Es creencia extendida que la simple posesión de la factura será medio de prueba suficiente para la deducibilidad del gasto. Pero nada más lejos de la realidad. Siempre que la Administración, aun existiendo factura, pone en duda la realidad de un gasto con el que se pretende reducir la base imponible, el contribuyente deberá estar en disposición de probar la realidad del servicio prestado al que se refiere la factura.

Existe numerosa jurisprudencia y doctrina acerca de la necesidad de justificar la realidad del gasto. Pero queremos mencionar unas declaraciones del Tribunal Económico-Administrativo Central, que ha comentado en reiteradas ocasiones que el IVA que se afirma soportado en las facturas no es deducible cuando las facturas no reúnan los requisitos legales al no describir suficientemente los servicios a que se refieren, lo que imposibilita su comprobación por la Inspección.

Las consideraciones anteriores pueden resumirse expresando que las facturas no constituyen, por sí solas, prueba suficiente de la realidad de una entrega o de la prestación de un servicio. Se une a ello en ocasiones el hecho de que esa prestación de servicios se realiza por sociedades vinculadas, en las que debiera acentuarse el cumplimiento de los requisitos exigidos por las normas reguladoras del Impuesto para la deducción.



¿Te ha sido de ayuda este artículo?

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Sin valoración)


Más en Fiscal
Recargos y sanciones por presentar la Declaración de la Renta fuera de plazo

El pasado 30 de junio fue el último día para presentar la Declaración de la Renta. Presentar la Declaración de...

Cerrar