Novedades en el desempleo de los autónomos

0

man-on-a-bridge-3-1427249-m

Parece que el ministerio se ha dado cuenta de la dificultad que existe actualmente para poder acceder al desempleo de autónomos tal y como está planteado ahora mismo, y por ello ha pensado en suavizar los requisitos y ampliar así el número de autónomos que podrían optar al mismo. Pero a cambio, eso sí, están pensando en hacer que su cotización sea obligatoria.

En la actualidad, si se quiere optar al desempleo de autónomos para cuando se cese la actividad, se debe cotizar simultáneamente por esta contingencia y por accidente de trabajo y enfermedad profesional. Por ambos conceptos se cotiza alrededor de un 7%, del que el 2,2% corresponde a la prestación por desempleo, si bien existe una bonificación que la sitúa entorno al 1,7% por incapacidad transitoria. El gobierno pretende ahora desligar ambas contigencias, con lo que los nuevos autónomos deberán cotizar obligatoriamente por la prestación por cese de actividad, si bien la cotización por accidente de trabajo será voluntaria.

Los autónomos que actualmente cotizan por paro y por accidente de trabajo podrán darse de baja de la cotización por accidente de trabajo cuando toque su renovación, que se produce anualmente, ya que ambas contingencias se desvinculan. El autónomo ya dado de alta que no cotice por accidente de trabajo o por prestación por cese de actividad a la entrada en vigor de la ley, podrá elegir voluntariamente si quiere cotizar por alguna de estas contingencias.

Con la reforma, se ampliará como hemos dicho el abanico de autónomos que podrán optar al desempleo, ya que se eliminará la exigencia de incurrir en pérdidas de entre el 20% y el 30% al considerarse que se trata de un nivel excesivo, y se sustituye por el requisito de presentar un resultado neto negativo en un año. Además, la norma permitirá a los autónomos probar las circunstancias económicas mediante sus propios documentos contables y no a través de medios que no le son exigibles.

También se abre el abanico de otra manera, y es que se pretende ampliar la cobertura por cese de actividad a los administradores de las sociedades de capital que sean expulsados de su actividad retribuida, a los familiares del autónomo en los que concurra la misma circunstancia y a los autónomos que por las características de su actividad se asimilan a los trabajadores económicamente dependientes pero que carecen de esta calificación legal.



¿Te ha sido de ayuda este artículo?

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Sin valoración)


Más en Laboral
Características del contrato para la formación y el aprendizaje

El contrato para la formación y el aprendizaje tiene por objeto la cualificación profesional de los trabajadores en un régimen...

Cerrar